ICE lleva a cabo redada masiva en 100 tiendas 7-Eleven

ICE lleva a cabo redada masiva en 100 tiendas 7-Eleven

El gobierno del presidente Donald Trump calificó la redada como su mayor operación en contra de un empleador.

(POLÍTICA PARA MI).- Agentes del Servicio de Inmigración y Aduanas, (ICE) irrumpieron en la madrugada de este miércoles en más de 100 tiendas de 7-Eleven en todo el país  en busca de trabajadores indocumentados.

En lo que el gobierno del presidente Donald Trump calificó de su mayor operación en contra de un empleador, los agentes de la Migra descendieron en docenas de las tiendas de la cadena, para abrir auditorías de empleo y entrevistar a los trabajadores.

Lee tambiénJefe de ICE amenaza a California con más redadas

Unas 21 personas fueron arrestadas sospechosas de no tener los documentos de migración requeridos para trabajar, aseguró la agencia de noticias de Prensa Asociada (AP).

No obstante, la redada estuvo dirigida directamente a atrapar a los empleadores que contratan a los indocumentados.

La operación incluyó alrededor de 100 tiendas, incluida una en el barrio de Koreatown en la ciudad de Los Ángeles, con lo que ICE amplió una investigación que lanzó hace cuatro años contra una franquicia en Long Island, Nueva York.

CARGOS CRIMINALES

Las auditorías podrían generar cargos criminales o multas por las prácticas de contratación de las tiendas.

La acción parece llevar a nuevas alturas la política migratoria de mano dura del gobierno de Trump.

Derek Benner, funcionario de ICE, dijo a la AP que la operación del miércoles es “la primera de muchas” y “un presagio de lo que está por venir” para los empleadores.

El funcionario advirtió que habrá más auditorías e investigaciones de empleo, aunque no se ha fijado un objetivo numérico.

“Los negocios que contraten a trabajadores indocumentados son un factor que contribuye a la inmigración ilegal, y estamos trabajando duro para terminar con ello”, dijo Thomas Homan, director de ICE, en un comunicado.

“ICE seguirá sus esfuerzos para proteger los empleos de los trabajadores estadounidenses y para eliminar las ventajas injustas de las compañías que explotan la inmigración ilegal.