Juez impide que gobierno castigue a policías que no colaboren con La Migra

Juez impide que gobierno castigue a policías que no colaboren con La Migra

Un juez federal dice que el Departamento de Justicia no puede favorecer a agencias policiales que colaboran en la detención de inmigrantes.

(POLÍTICA PARA MI).- Un juez federal propinó un duro golpe a la política migratoria del gobierno del presidente Donald Trump que intenta integrar a los policías a las labores de detención y deportación de inmigrantes.

El juez de distrito en Los Ángeles Manuel Real determinó este jueves que el Departamento de Justicia (DOJ) no puede favorecer a los departamentos de policía que cooperan con las autoridades migratorias.

Fiscal General ordena la revisión de acuerdos federales con policías

Real emitió una prohibición permanente a nivel nacional contra una política del DOJ que da una ventaja a departamentos de policía serviciales cuando solicitan fondos de un programa de subsidio de policía comunitaria.

En su fallo, Real indicó que tal consideración “alteraría el equilibrio constitucional” al obligar a las policías a participar en labores de los agentes migratorios.

“Esta es una victoria completa”, dijo el Fiscal de la ciudad de Los Ángeles Mike Feuer, quien desafió las nuevas reglas en la corte federal el año pasado.

EL CORAZÓN DE LOS ESFUERZOS

“Este es otro puñal adicional en el corazón de los esfuerzos de la administración por usar los fondos federales como un arma para hacer que las jurisdicciones locales sean cómplices en sus políticas civiles de aplicación de la ley de inmigración”, apuntó Feuer, citado por el diario Los Angeles Times.

“Esta es una victoria completa”

Por su parte, un portavoz del DOJ calificó el fallo de “excesivamente amplio e inconsistente con el estado de derecho” y adelantó que defenderá su programa COPS Hiring Program, que concede más de $98 millones de dólares a departamentos de policía para la contratación de más agentes para el patrullaje en sus respectivas comunidades.

“El Departamento tiene la discreción legal de otorgar consideración adicional a las jurisdicciones que priorizan la seguridad de sus comunidades y sus agentes de la ley cuando prometen cooperar con las autoridades federales de inmigración que buscan información sobre extranjeros ilegales que han cometido delitos”, declaró en un comunicado Devin M. O’Malley.