Se desploma en la Cámara la ley con cambios a cupones de alimentos

Se desploma en la Cámara la ley con cambios a cupones de alimentos

Unos 30 republicanos se unieron a los demócratas para votar en contra de la ley, en protesta por una falta de acción en inmigración.

(POLÍTICA PARA MI).- El polémico proyecto de Ley Agrícola de $867 mil millones, que proponía cambios a los cupones de alimentos, se desplomó este viernes en la Cámara de Representantes.

En lo que constituye una vergonzosa derrota para el liderazgo del GOP, varios miembros del conservador Bloque de la Libertad (Freedom Caucus) votaron en contra del plan en protesta por la falta de acción inmediata sobre inmigración.

Forcejeo entre republicanos por ley con cambios a cupones de alimentos

Para la votación, 30 republicanos se unieron a todos los demócratas en rechazo a la legislación.

Varios miembros del bloque conservador querían detener el debate sobre el proyecto de Ley Agrícola para que la Cámara pudiera comenzar a debatir cuatro propuestas para encontrar una solución a DACA.

El liderazgo republicano había sometido a votación la legislación apostando a que sería aprobada por todos los  legisladores republicanos a pesar de la contundente y unánime oposición demócrata.

A pesar de que negociaron con legisladores conservadores hasta los últimos minutos, los líderes perdieron la apuesta. La votación fue 198 a favor y 213 en contra.

CONSERVADORES Y MODERADOS

El grupo de republicanos que se opuso no solo incluía a los conservadores del Bloque de la Libertad como Mark Meadows de Carolina del Norte y Jim Jordan de Ohio, sino a varios moderados como el representante Leonard Lance de Nueva Jersey, Ileana Ros-Lehtinen de Florida y Fred Upton de Michigan.

El presidente de la Cámara de Representantes, Paul Ryan, inicialmente votó que sí, pero cambió su voto a no para conservar la posibilidad de plantear la medida más adelante.

Republicanos proponen ley con cambios a los cupones de alimentos

El proyecto de Ley Agrícola incluye requisitos de trabajo más estrictos para el Programa de Asistencia de Nutrición Suplementaria, (SNAP), también conocido como los cupones de alimentos, que, junto con los programas de capacitación y asistencia laboral, muchos republicanos creen que ayudará a que las personas salgan de la asistencia social y se incorporen a la fuerza de trabajo.

Pero los demócratas abandonaron las negociaciones con los republicanos sobre los cambios en los cupones de alimentos, que requeriría que los adultos trabajen al menos 20 horas por semana o participen en un programa de capacitación estatal como condición para recibir los beneficios.

Los representantes demócratas argumentan que un millón o más de personas terminarían perdiendo beneficios como resultado de la medida porque la mayoría de los estados no tienen la capacidad para establecer los programas de capacitación requeridos.

La líder demócrata de la Cámara baja, Nancy Pelosi, describió la legislación como “cruel” y argumentó que con los cambios propuestos a los cupones de alimentos, “los republicanos están quitándole la comida a las familias que luchan por sobrevivir”.