Ordenan reunir a niños con sus padres

Vence el plazo y aún quedan cientos de familias migrantes por reunificar

Autoridades migratorias han reunido a poco menos de 2 mil niños migrantes con sus familias, pero no cumplieron con el plazo que les impuso un juez.

 El gobierno federal tuvo dificultad este jueves para cumplir con la fecha límite establecida por un juez federal en San Diego para terminar de reunir a los niños que fueron separados de sus familias en la frontera.

Cientos de ellos permanecen bajo custodia federal porque han sido considerados no elegibles para ser devueltos a sus padres.

De acuerdo con documentos judiciales presentados este jueves, el gobierno federal sostiene que de los aproximadamente 2 mil 500 niños que fueron separados de su familias durante la política de inmigración de “cero tolerancia” de la administración de Donald Trump, mil 820 han sido devueltos a sus familias.

LEE: Juez detiene deportaciones de familias separadas en la frontera

Los abogados alegaron en documentos judiciales que hasta la tarde de este jueves, mil 442 niños habían sido devueltos físicamente a sus padres, mientras que otros 378 fueron liberados a “otras instancias apropiadas”.

Sin embargo, se estima que 711 niños permanecen bajo custodia federal; debido a que los padres de al menos 431 de ellos ya han sido deportados.

Según los documentos de la corte, los familiares de otros 120 niños han renunciado a la reunificación mientras que el resto fue considerado inelegible para reunirse con sus padres, posiblemente por que estos cuentan con antecedentes penales o porque no pueden ser encontrados.

La fecha límite para reunir a los pequeños con sus padres tras haber sido separados al cruzar la frontera se vencía este jueves, fecha establecida por el juez federal de distrito en San Diego, Dana Sabraw, quien sostendrá una audiencia este viernes para recibir una actualización del proceso.

LEE: Logrará el gobierno de Trump reunificar a las familias separadas

En una audiencia este martes, Sabraw expresó su confianza en que la mayor parte de los niños separados serían devueltos a sus padres antes de la fecha límite, llamandolo un “logro notable”.

Pero Sabraw también tuvo palabras duras para el gobierno, diciendo que la administración separó a los niños de sus padres sin haber considerado un proceso de reunificación.

LEE: Familias poco a poco se reúnen tras impacto de separación en la frontera

Por su parte abogados de la Unión Americana de Libertades Civiles, (ACLU) que entabló la demanda que condujo a que se emitieran las órdenes de reunificación, continuaron objetando la política de separación de familias.

“Esto es un desastre que ellos crearon”, comentó el abogado nacional de la ACLU Lee Gelernt.

Los abogados de la organización planean solicitar este viernes que la jueza emita una orden para prevenir que cualquier familia recién reunificada sea deportada por al menos siete días.

ACLU considera que las familias deberían de tener tiempo para tomar una decisión informada sobre sus opciones legales, como si quieren salir de los Estados Unidos como una familia o si quieren dejar atrás a sus hijos con la esperanza de que se les otorgue asilo.