Juramentación de Brett Kavanaugh

El primer gran caso de Kavanaugh en la Suprema será de inmigración

El miércoles el Tribunal Supemo empezará a escuchar argumentos sobre el derecho de los inmigrantes a una audiencia.

(POLÍTICA YA). – En su primer caso como juez de la Corte Suprema, Brett Kavanaugh escuchará los argumentos orales a favor y en contra de un importante caso que podría determinar los derechos que tienen los inmigrantes que enfrentan la deportación a tener una audiencia ante un juez de inmigración.

Tras la polémica confirmación por el Senado el sábado en la tarde, Kavanaugh fue juramentado pocas horas después en una ceremonia privada en el Tribunal Supremo.

BRETT KAVANAUGH CONFIRMADO COMO JUEZ DE LA CORTE SUPREMA

Su atención deberá centrarse ahora en el caso Nielsen v. Preap, que busca resolver la cuestión de si el gobierno puede mantener detenidos a los inmigrantes con antecedentes penales durante la duración de sus procedimientos de deportación y sin una audiencia.

El caso será conocido por la Corte Suprema el miércoles 10 de octubre de 2018.

INTERPRETACIÓN DE DOS LEYES

Nielsen v. Preap cuestiona la interpretación que le ha dado el gobierno del presidente Donald Trump a dos leyes de 1996: la Ley contra el terrorismo y la pena de muerte efectiva, y la Ley de reforma de la inmigración ilegal y responsabilidad de los inmigrantes.

Según el gobierno, las dos leyes indican que en casos en los que un inmigrante indocumentado ha sido condenado de un crimen, esa persona puede estar sujeta al encarcelamiento obligatorio durante todo el tiempo que dure su proceso de deportación sin una audiencia previa que determine su riesgo de reincidencia.

CORTE SUPREMA: INMIGRANTES PUEDEN PERMANECER DETENIDOS INDEFINIDAMENTE

El gobierno aplica esa interpretación de las dos leyes incluso a inmigrantes que hace décadas fueron condenados por delitos menores como la posesión de marihuana o una violación de tráfico.

La práctica ha resultado en un aumento masivo de la detención de inmigrantes, de un promedio diario de 7,474 en 1996 a un promedio diario de 39,322 en 2017, dice la Unión de Libertades Civiles (ACLU).

Como producto de la norma, personas que nunca han vuelto a violar la ley, han reconstruido sus vidas con sus familias y se han convertido en miembros productivos de sus comunidades, están sujetas a prisión obligatoria a medida que su caso de deportación avanza por el sistema de tribunales de inmigración, sin audiencia para determinar si lo necesitan.

INCONSTITUCIONAL

La Corte de Apelaciones del Noveno Circuito consideró en 2016 que la interpretación del gobierno era inconstitucional por motivos del debido proceso.

La ACLU ha resaltado el caso de Astrid Morataya, una residente legal permanente que estuvo detenida por más de dos años sin una audiencia debido a una leve condena por drogas de hace 15 años.

GOBIERNO VIOLA LOS DERECHOS DE INMIGRANTES, DENUNCIAN ABOGADOS

Según la organización, la interpretación del gobierno da como resultado “violaciones graves de debido proceso para miles de inmigrantes”.

“La ley de detención obligatoria fue una respuesta draconiana a un problema imaginario”, dijo el abogado principal de ACLU Michael Tan en una declaración al sitio Daily Beast.

“No hay evidencia de que la detención obligatoria sea necesaria para proteger la seguridad pública. “En lugar de mantener a los delincuentes peligrosos fuera de la calle, la ley ha encarcelado a personas con delitos menores y no violentos”.

 

 

 

Inmigración, Brett Kavanaugh