Agente de partulla fronteriza habla con inmigrante con hijos

Gobierno de Trump planea nueva forma de separar a familias migrantes

La Casa Blanca debate sobre nuevas opciones para desalentar a migrantes de venir a EE.UU., revela el Washington Post.

(POLÍTICA YA). – Apenas meses después de la caótica situación que provocó en la frontera con su política de “Cero Tolerancia”, el gobierno del presidente Donald Trump está considerando otras series de planes que podrían de nuevo separar a familias migrantes.

Agente de partulla fronteriza habla con inmigrante con hijos
RJohn Moore/Getty Images

Funcionarios de la administración de Trump con conocimiento directo del esfuerzo revelaron al diario The Washington Post cuáles son las opciones que están siendo discutidas en la Casa Blanca.

Según esas fuentes, una de las opciones es que el gobierno detenga a las familias que buscan asilo juntas por hasta 20 días, luego les da a los padres una opción: permanecer en detención familiar con sus hijos durante meses o años a medida que avanza su caso de inmigración, o permitir que se lleve a los niños a un refugio del gobierno para que otros familiares o tutores puedan solicitar la custodia.

Esa opción es llamada “Elección Binaria” por el gobierno, y es una de las muchas que se están considerando por el gobierno en su afán de desalentar a migrantes que vienen a Estados Unidos principalmente de países centroamericanos.

Además de la “Elección Binaria” y otras opciones, los funcionarios han propuesto nuevas reglas que les permitirían retirarse del acuerdo de la corte federal de 1997 que prohíbe que ICE mantenga a los niños bajo custodia por más de 20 días.

GOBIERNO DE TRUMP BUSCA DETENER INDEFINIDAMENTE A NIÑOS MIGRANTES

Las reglas darían a ICE una mayor flexibilidad para ampliar los centros de detención familiar y potencialmente mantener a los padres e hijos por más tiempo, aunque los abogados dicen que es probable que esto termine en los tribunales.

EL CAOS DE LA FRONTERA

Según el Departamento de Seguridad Nacional (DHS), el número de familiares migrantes arrestados y acusados de cruzar ilegalmente la frontera aumentó un 38% en agosto, y ahora se encuentran en niveles récord.

Los funcionarios dijeron al Post que el asesor de la Casa Blanca, Stephen Miller es quién está abogando por la implementación de duras medidas migratorias porque cree que las separaciones de las familias en mayo y junio pasado lograron disuadir a otros migrantes a cruzar la frontera sur de EE.UU. sin documentos.

El propio DHS, en un informe de su inspector general, condenó duramente la política de “Cero Tolerancia” del gobierno de Trump que, según dijo, provocaron en la frontera una crisis migratoria.

CRISIS EN LA FRONTERA FUE CAUSADA POR POLÍTICA MIGRATORIA DE TRUMP

Cerca de 3,000 niños fueron arrancados de sus padres durante un período de seis semanas, lo que causó un gran furor nacional, y el presidente Trump se vio en la obligación de cancelar la política de “Cero Tolerancia”.

Pero los cruces de las familias migrantes disminuyeron ligeramente en mayo, junio y julio, antes de volver a surgir en agosto.

LA ÓPTICA

Mientras que algunos dentro de la Casa Blanca y el DHS están preocupados por la “óptica” y el retroceso político de las nuevas separaciones, Miller y otros están decididos a actuar.

Según varios funcionarios informados sobre las deliberaciones, ya ha habido varias reuniones de alto nivel en la Casa Blanca en las últimas semanas sobre el tema.

NIÑOS MIGRANTES: ABUSADOS Y DADOS EN ADOPCIÓN

“Los profesionales de las fuerzas del orden público en el gobierno de EE. UU. están trabajando para analizar y evaluar las opciones que protegerían al pueblo estadounidense, evitarían las acciones horrendas del tráfico de niños y evitarían que los cárteles de la droga ingresen a nuestras comunidades”, dijo al Washington Post el secretario adjunto de prensa de la Casa Blanca, Hogan Gidley en una declaración por correo electrónico.

Inmigración, Separación de Familias