Kemp renuncia

Kemp renuncia a su cargo actual a pesar de no ganar la elección oficialmente

Se declara ganador sin tener el triunfo oficial

Stacey Abrams, la candidata demócrata de Georgia, se niega a conceder el triunfo a su contrincante, el republicano, Brian Kemp, argumentando que la contienda estuvo sumamente cerrada y que existe la posibilidad de un recuento de votos el próximo mes.

Mientras tanto, Kemp presentó su renuncia a su cargo como Secretario de Estado este jueves, alegando a que “tiene la victoria” a pesar de que, oficialmente, no se ha declarado como tal.

Kemp actualmente está a la delantera de Abrams por cerca de 63 mil votos,de acuerdo a los registros de CNN. Pero él solamente cuenta con el 50.3% de los votos. Si ningún candidato recibe 50% de los votos, habrá un recuento entrando diciembre.

LEE: 7 lecciones que nos dejan las elecciones de medio término en EE.UU.

“Estoy aquí para decirles que hay votos que deben ser contados. Hay voces aun esperando ser escuchadas”, dijo Abrams, quien sería la primera mujer afroamericana elegida como gobernadora, este miércoles por la mañana en Atlanta.

Kemp le dijo a sus simpatizantes que está confiado de su victoria.

“El martes, ganamos de manera limpia y convincente”, dijo Kemp en conferencia de prensa el jueves por la mañana. “A como estamos ahora, esto dará confianza al público en el proceso de certificación”.

Asegura que su renuncia es una manera de “comenzar el proceso de transición”.

De acuerdo a una declaración para CNN de parte de su campaña, Abrams no concede el triunfo en aras de conseguir un recuento.

La campaña citó varios lugares en el estado que podrían ser un papel principal en la búsqueda de un recuento, incluyendo tres de los condados más grandes que “reportaron solamente una porción de los votos que se enviaron de manera temprana por correo”, y cuatro grandes condados que “reportaron exactamente 0 votos por correo”, de acuerdo a la campaña. Juntos, dicen, se espera que los siete condados “arrojen un mínimo de 77 mil boletas”.

“Estos condados también representan regiones sumamente demócratas, y la mayoría de esos votos fueron anticipados para Stacey Abrams”, dice la declaración. La campaña también dice que los votos absentistas podrían hacer una diferencia.

LEE: Florida se prepara para el recuento de votos entre Scott y Nelson

Conflictos de derechos de los votantes han estado presentes durante toda la contienda de gobernación, una de las más importantes del país, entre Kemp, el secretario de estado y republicano, y Abrams, una representante de estado.

Demócratas acusan a Kemp de estar en un conflicto de intereses al rehusarse a dejar su cargo como supervisor de las elecciones estatales, mientras al mismo tiempo era candidato a gobernador.

El mes pasado, un juez federal ordenó a oficiales de elecciones de Georgia a que dejaran de rechazar boletas absentas con firmas de votantes que no lucieran iguales a las de sus registros.

LEE: Ciudadanos se enfrentan a problemas durante votaciones

El domingo, la oficina de Kemp abrió una investigación en contra del partido demócrata de Georgia por lo que llamó “un intento de hackear el sistema de votación del estado”, sin ninguna prueba. Demócratas de Georgia negaron rotundamente las acusaciones.

Este martes, una demanda impuesta por cinco votantes, solicitaron a un juez que revocara a Kemp de sus privilegios durante las elecciones, incluyendo cualquier posible reconteo.

Los votantes también tuvieron que enfrentarse a largas filas y errores de funcionamiento en las máquinas para votar, este martes.

 

*Con información de CNN*

Elecciones, Georgia, Vídeo