Soldado sostiene bandera de EEUU durante ceremonia de naturalización en NY

Pentágono tendrá que entrenar a reclutas con “Green Card”

Tras perder una batalla en la corte, el Pentágono tendrá que desestimar una política migratoria del gobierno de Donald Trump.

(POLÍTICA YA). – El Pentágono reanudará el entrenamiento básico de reclutas con residencia permanente para cumplir con la orden de una corte federal que puso fin a una política del gobierno del presidente Trump que requería verificaciones de antecedentes más estrictas para inmigrantes que desean ingresar al servicio militar.

Foto: JEWEL SAMAD/AFP/Getty Images

La política de la Casa Blanca exigía a los reclutas con “Green Card” a someterse a una exhaustiva verificación de antecedentes y responder a cualquier inquietud, antes de que puedan ir al campo de entrenamiento, además de los requisitos estándar, como el examen biométrico.

Debido a esa medida, miles de aspirantes quedaron en el limbo, y los trabajos específicos que les habían prometido dentro del servicio militar se esfumaron.

La nueva regla fue impugnada en un tribunal federal por reclutas residentes permanentes legales afectados por el cambio de política, que argumentaban que estaban siendo atacados injustamente ya que la nueva regla no se aplicaba a los ciudadanos de Estados Unidos.

El mes pasado, un tribunal federal implementó una orden preliminar que requería que los servicios militares volvieran a las políticas vigentes antes del cambio de la regla en octubre de 2017.

500 RECLUTAS INMIGRANTES DADOS DE ALTA POR EL EJÉRCITO DE EE.UU.

CUMPLIMIENTO DE ORDEN

El diario The Washington Post obtuvo un memorando sobre la nueva directiva y fue informado sobre el tema por dos funcionarios del Pentágono.

La nueva directiva indica que cada servicio armado debe cumplir inmediatamente con una orden preliminar emitida el mes pasado en la Corte Federal del Distrito Norte de California.

Al dictar la orden, el juez Jon Tigar favoreció el argumento de los abogados de dos posibles miembros del servicio y de la Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU) de que el Pentágono no había explicado satisfactoriamente por qué es necesaria una nueva evaluación.

Tigar dijo que la política debe ser ignorada.

Carla Gleason teniente coronel de la Fuerza Aérea que es vocera del Pentágono, dijo  que los servicios comenzarán a enviar a los reclutas a entrenamiento esta semana. Se colocarán en los espacios disponibles y los servicios deberán considerar factores como sus necesidades y las posibles preferencias de los reclutas.

“El Departamento está cumpliendo con la orden del tribunal de distrito”, afirmó Gleason en un comunicado.

EJÉRCITO CONGELA DESPIDO DE SOLDADOS EN “VÍA RÁPIDA” PARA CIUDADANÍA

Inmigración, Pentágono