Los libros que describen a los candidatos según sus discursos

Los libros que describen a los candidatos según sus discursos

(ENTRAVISION).-  Los principales precandidatos para las elecciones presidenciales de Estados Unidos poseen característicos discursos, y las expresiones que utilizan durante los debates han llevado a compararlos con algunos libros, que incluso podría tener en su biblioteca personal.

Las comparaciones no se basan en sus plataformas políticas sino específicamente en un análisis de sus estilos al hablar durante los debates presidenciales, en donde se mide tanto su complejidad, positividad o negatividad, según detalla un artículo realizado por The Upshot, de  The New York Times.

El análisis está basado en un enfoque académico y algo que ha sorprendido a los expertos es lo atractivo que han resultados los discursos de  Donald Trump y Ben Carson, que sin tener experiencia política se distinguen por frases positivas, algo que captura la atención del electorado.

Contrario a otros que expresas sus ideas con frases negativas. Incluso cabe destacar que, de acuerdo al análisis, los candidatos republicanos debaten con esquemas muchos más simples que los demócratas. El único republicano que utiliza un lenguaje complejo es Ted Cruz.

CON QUE LIBRO SON COMPATIBLES LOS CANDIDATOS

Ben Carson: “En busca de Dios (The Pursuit of God), en los debates se ha mostrado a medias, tan sencillo como Ted Cruz y más complejo que Donald Trump. Algo que puede resultar apropiado para alguien que ha utilizado su fe como un elemento angular de su campaña, por ello su comparación con una obra clásica cristiana.

Jeb Bush: “La magia del orden” (The Life-Changing Magic of Tidying Up), aunque ha tenido algunos problemas durante su campaña, en los debates republicanos sus discursos se distinguen por ser los más positivos a comparación de cualquier candidato, excluyendo a John Kasich. Su lenguaje es similar al de este libro, que se ha convertido en la guía más vendida para limpiar el desorden en casa.

Hillary Clinton: “Persuasión” (Persuasion), aunque tiene a la mayoría de su partido apoyándola, también ha confiado en el lenguaje positivo. En los debates democráticos el único que se caracterizó por ser más positivo en sus diálogos fue Lincoln Chafee, quien declinó en días recientes.

Ted Cruz: “Beowulf”, es quien utiliza un estilo mucho más complicado que sus contrincantes en los debates republicanos, por lo que es comparado con obras como esta y Don Quijote. Su retórica entre la complejidad y positividad es similar a la utilizada en 2008 por Barack Obama, según destaca la publicación.

Marco Rubio: “Viaje al centro de la Tierra” (Journey to the Center of the Earth), la oratoria de Rubio es también un poco complicada, pero con declaraciones más completas y detalladas, aunque llega a perder seriedad en sus discursos.

Donald Trump: “Las leyendas de rey Arturo” (The Legends of King Arthur), ninguno de los otros candidatos utilizan un lenguaje tan sencillo como el magnate neoyorquino, incluso sus frases son de las más positivas y cortas.

Bernie Sanders: La vuelta al mundo en 80 días” (Around the World in 80 Days), su lenguaje tiende a ser el más negativo, en contraste con el de Clinton. Aunque el contenido de su discurso no es el más negativo, suele centrarse en lo que haría como presidente.

¿Qué Piensas?