Campamento de carpas para niños migrantes en Tornillo, Texas

Unos 15 mil niños siguen detenidos mientras ICE arresta a sus padres

Los centros de detención para niños migrantes están llegando a su capacidad.

(POLÍTICA YA). – Mientras cada día aumenta a niveles sin precedentes el número de niños migrantes que permanecen detenidos en Estados Unidos, el gobierno del presidente Donald Trump hace lo imposible por perseguir a los adultos que podrían hacerse cargo de ellos.

LEE TAMBIÉN: ICE MANTIENE UN RÉCORD DE 44,000 INMIGRANTES ENCARCELADOS

Cerca de 15 mil niños migrantes permanecen bajo custodia del gobierno en campamentos de detención en todo el país, con lo que ya han llegado a cerca de su capacidad los albergues federales, según el Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS).

Al mismo tiempo, en solo cuatro meses, la agencia de Servicios de Inmigración y Aduanas (ICE) detuvo a más de 170 personas que se presentaron para reclamar niños migrantes bajo custodia del gobierno,

De los arrestados, 61 fueron clasificados como criminales, mientras que los otros 109 solo cometieron violaciones de inmigración, dijo Matthew Bourke, portavoz de ICE.

Junto a la lentitud con que el gobierno está procesando las solicitudes de asilo, todas estas políticas están creando una situación insostenible hasta para las propias autoridades de inmigración.

La red nacional de más de 100 “refugios” está llena en un 92% de su capacidad, según el propio HHS.

ANTECEDENTES DE PATROCINADORES

Pero cada día es más difícil que adultos “patrocinadores” puedan hacerse cargo de los niños.

Funcionarios federales seleccionan a los patrocinadores, pero el proceso de investigación se ha visto retrasado a pasos agigantados debido a una nueva política que dice que cualquier persona que viva en la casa del patrocinador deberá someter las huellas dactilares.

Según el gobierno, la medida es para verificar los antecedentes penales de las personas, pero el proceso ha generado mayores detenciones de inmigrantes indocumentados.

Si la regla de las huellas digitales fuera eliminada, estarían listos para ser entregados al menos 1,300 niños, dijo a la cadena de radio pública NPR una fuente familiarizada con la operación de Tornillo, uno de los principales centros de detención de menores en Texas.

Las verificaciones de antecedentes están demorando tanto que la estadía promedio de un niño en Tornillo ha llegado a 50 días, dijo la fuente.

La situación está obligando al gobierno a considerar la expansión de la red de los ya atestados centros de detención.

LEE TAMBIÉN: GOBIERNO PAGA $750 CADA DÍA POR CAMA EN CARPAS PARA NIÑOS MIGRANTES

MIGRANTES DE CENTROAMÉRICA

La mayoría de los niños migrantes son adolescentes de Centroamérica que viajan solos a la frontera, según el HHS.

Muchos escapan de la pobreza o de las pandillas, y vienen a solicitar asilo y finalmente encontrar trabajo o ir a la escuela en EE. UU.

El albergue juvenil de carpas para migrantes de Tornillo, en el remoto oeste de Texas, aloja a 2,800 niños, a unos cientos de metros del Río Grande.

El campamento puede albergar hasta 3,800 niños, pero eso requerirá la contratación de más personal.

Una fuente familiarizada con la operación de Tornillo, que pidió no ser identificada porque esta persona no había sido autorizada para hablar con los medios de comunicación, dijo que el refugio está recibiendo por semana aproximadamente el doble de niños que puede liberar.

 “Esto es insostenible”, agregó la fuente.

Inmigración, Niños Migrantes