Mujer que trabajó en campaña de Trump lo acusa de asalto sexual

Mujer que trabajó en campaña de Trump lo acusa de asalto sexual

Alva Johnson presentó una demanda en la que acusa acusa al presidente de conducta sexual predatoria.

(POLÍTICA YA). – Una mujer que trabajó en la campaña electoral de Donald Trump de 2016 acusó al presidente de una conducta sexual indebida durante una pequeña reunión con seguidores del magnate antes de un mitin en Florida.

LEE TAMBIÉN: TRUMP RECOMIENDA “NEGAR, NEGAR, NEGAR” ACUSACIONES DE MUJERES

Alva Johnson aseguró que, sin su consentimiento, Trump la tomó de la mano y la besó en los labios al margen de un mitin en Tampa en agosto de 2016.

“Inmediatamente me sentí violada porque no lo esperaba ni lo deseaba”, dijo Johnson al diario The Washington Post.

“Todavía puedo ver sus labios dirigiéndose directamente a mi cara”, agregó.

La mujer de Florida recordó que giró la cabeza para evitar el beso, por lo que los labios de Trump aterrizaron en el costado de su boca, algo que ella calificó de “súper espeluznante e inapropiado”.

DEMANDA JUDICIAL

Johnson, de 43 años, presentó una demanda en contra de Trump y su campaña por lo que describe como “conducta sexualmente depredadora” del ahora mandatario.

En entrevista que concedió al Washington Post, la mujer dijo que le contó a su novio, a su madre y a su padrastro sobre el incidente más tarde ese día, algo que los tres confirmaron al diario.

Pero dos simpatizantes de Trump que, según Johnson, fueron testigos –una oficial de campaña y Pam Bondi, entonces Fiscal General de Florida– negaron al periódico haber visto el supuesto beso.

Sarah Sanders, secretaria de prensa de la Casa Blanca, rechazó la afirmación de Johnson en un comunicado, y calificó la acusación de “absurda en su cara“.

Esto nunca sucedió y se contradice directamente con múltiples cuentas de testigos oculares altamente creíbles”, escribió Sanders.

LEE TAMBIÉN: PRESUNTAS VÍCTIMAS SEXUALES DE TRUMP ESTÁN MINTIENDO: CASA BLANCA

HERMOSA Y FANTÁSTICA

Johnson, que es afroamericana, había votado en dos ocasiones por Barack Obama cuando conoció a Trump en 2015 y pensó que el magnate podría usar sus habilidades comerciales para ayudar a las comunidades negras.

Cuando conoció a Trump en un mitin de 2015 en Birmingham, Alabama, él la miró de arriba abajo y dijo: “Oh, hermosa, hermosa, fantástica”, dice Johnson en su demanda.

Ella tomó un trabajo como directora de promoción y coaliciones para la campaña de Trump, trabajando primero en Alabama y luego en Florida.

En la demanda, ella cuenta que el incidente se produjo después de que Trump salió de su tráiler fuera del rally de Tampa, y pasó cerca de ella.

“He estado en el camino para ti desde marzo, lejos de mi familia”, dice ella que le dijo. “Estás haciendo un trabajo increíble”.

Luego, dijo ella, él la agarró de la mano, le dio las gracias por su trabajo y se inclinó hacia ella.

“Él viene directamente a mis labios”, declaró al Post. “Así que volteé la cabeza, y él me besó justo en la esquina de mi boca, todavía sosteniendo mi mano todo el tiempo. Luego se fue”.

 

 

 

 

 

Nacional, Donald Trump